Las localidades de la zona contarán con contenedores de color amarillo para reciclar envases de aluminio
Leer más
El sábado 14 de agosto, Jalance acoge El Festival de Música de Cámara “Villa de Jalance” a cargo del grupo de músicos profesionales “Quinteto Medihebo”
Leer más
La UPCCA de la MITV se suma a la campaña de prevención
Leer más

Este pasado fin de semana alguien se ha entretenido cortando la mayoría de los olmos plantados entre San Juan y la rotonda de San Antonio.

Requena (01/07/19)

Después de lo ocurrido este fin de semana, donde un sujeto se dedicó, bien entrada la noche, a cortar la mayoría de los  60 olmos resistentes a la grafiosis que se plantaron en la vereda que conecta la aldea de San Juan con la rotonda de San Antonio, he tenido la necesidad de escribir este artículo de opinión dirigido al autor o autores.

Porque una acción así no es una gamberrada de unos adolescentes, ni una acción-reacción fruto de una discusión puntual…  es un acto premeditado, pensado para hacer daño. Por estos motivos me he tomado la libertad de denominar al autor o autores con el pseudónimo de  “El Gran Capullo”.

Siempre me he preguntado al oír noticias como esta, qué hay detrás de un hecho así, que proceso mental se produce dentro de esa cabecita “brillante”, qué tipo de neuronas se conectan y deciden que la mejor solución es cortar unos árboles. Y sinceramente creo que las razones por las que has hecho este acto son tu ignorancia, tu cobardía, tu incapacidad y tu estupidez. Y te voy a explicar el por qué… Gran Capullo.

Tu ignorancia:

Porque no sabes que detrás de esos olmos hay años de trabajo del Ministerio de Medio Ambiente para encontrar olmos autóctonos (Ulmus minor) que sean resistentes a la grafiosis (enfermedad que prácticamente ha extinguido las Olmedas de toda Europa).

Porque este proyecto de creación de un “Paseo de los Olmos” es fruto de la sinergia de multitud de administraciones….El Ministerio de Medio Ambiente, la Concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Requena y la alcaldesa de la aldea de San Juan y sus vecinos (promotores de la plantación), la Consellería de Medio Ambiente, el Departamento Forestal de la Escuela de Viticultura y Enología de Requena, el cuerpo de Agentes Medioambientales, y propietarios de terrenos colindantes.  Personas de todas estas administraciones han puesto su granito de arena para que este proyecto fuera posible.

Porque este proyecto pertenece a todos los voluntarios que acudieron a plantar en Febrero del 2017 su olmo con mucha ilusión y cariño.

Porque estos terrenos no  pertenecen a los propietarios colindantes, ni a la pedanía de  San Juan… Estos terrenos nos pertenecen a todos porque están dentro de una vereda real.

Tu cobardía:

Porque fue un acto realizado con nocturnidad, premeditación y alevosía.

Porque no hay cosa más cobarde que la venganza. Pensándolo fríamente esto parece ser un acto vengativo dirigido a no sé quién… y al final en lugar de dañar a esa persona en concreto, has conseguido enfadar a un montón de gente ilusionada con este paseo.

Incapacidad

Incapacidad para resolver los problemas hablando, confrontando tus ideas.

Incapacidad para detener el paseo… Porque si ese era tu objetivo…. Has fracasado, porque los olmos rebrotaran, y si no lo consiguen, se volverán a plantar.

Tu estupidez… (Eso está fuera de toda duda)

Espero, Gran Capullo, que reflexiones sobre lo realizado. Además no debes enfadarte por el pseudónimo utilizado. Capullo tiene muchos significados, por ejemplo consultando el diccionario de la Real Academia de la Lengua Española, en su acepción número 3 se dice: “Botón de las flores, especialmente de la rosa.”

Aunque tú sabes bien que tiene otras acepciones

Saludos.

Miguel A. Argilés García (voluntario el día de la plantación).

Comparte: El Gran Capullo