El Partido Popular presenta una moción para la adquisición e instalación de generadores de ozono en edificios municipales
Leer más
El Gobierno anuncia un impuesto para los envases de plástico de un solo uso
Leer más
El consistorio inicia una campaña informativa para prevenir los efectos del mosquito tigre
Leer más
El producto CREMA GLOBAL SERAPIA está en oferta
Ver oferta

El informe muestra cómo la movilidad de los valencianos se concentra en ‘clusters’ geográficos que, en ocasiones, son departamentos de salud, como es el caso de Requena.

Las medidas de protección han evitado hasta finales de abril 400.000 contagios y 42.000 fallecimientos, según el estudio Data Science for COVID-19 Comunidad Valenciana.

El estudio evidencia que los valencianos y valencianas se mueven en torno a espacios geográficos formados por departamentos de salud o agrupaciones de varios de ellos.

La directora general de Análisis y Políticas Públicas, Ana Berenguer, subraya que las cifras «avalan el extraordinario comportamiento de la ciudadanía».

Requena, (18/05/20). Redacción.

El análisis de movilidad de la red de telefonía móvil promovido por la Generalitat, elaborado entre el 16 de marzo y el 27 de abril, confirma que el 92% de la población permaneció en su área de residencia en los días no laborables, mientras que el 88% lo hizo en los días laborables.

El estudio describe el comportamiento de los distintos departamentos de salud, entre los que destacan Dénia y La Vila Joiosa, en los que un 95% y un 93,1% de su población, respectivamente, ha permanecido en su área de residencia en días laborables.

La directora general de Análisis y Políticas Publicas de la Generalitat, Ana Berenguer, considera que las cifras confirman que la campaña ‘Quédate en casa’ «ha sido un éxito rotundo y destaca el compromiso de los valencianos y valencianas a la hora de cumplir con las medidas de confinamiento».

La eficacia de las medidas de reducción de la movilidad es una de las principales conclusiones del estudio del grupo de trabajo Data Science for COVID-19, cuyo objetivo es la aplicación de técnicas de inteligencia artificial (IA) y análisis de datos para ayudar en la toma de decisiones públicas en el contexto de la pandemia del coronavirus. El trabajo dirigido por la comisionada de la Generalitat para la Estrategia Velenciana de IA, Nuria Oliver, y elaborado en el marco de la colaboración establecida con la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial de la Vicepresidencia Tercera del Gobierno y Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital y el Instituto Nacional de Estadística.

La aplicación y cumplimiento de las medidas de confinamiento ha evitado 400.000 casos de contagio y unos 42.000 fallecimientos, según la estimación ajustada a los cambios de movilidad en la Comunidad Valenciana, en lugar de los 12.834 casos positivos y las 1.279 personas fallecidas (a la fecha de realización del trabajo), respectivamente.

Esta estimación se obtiene mediante un modelo epidemiológico que refleja el impacto de las medidas de confinamiento. El grupo responsable de este trabajo, dentro del Comisionado para IA, está formado por expertos y expertas voluntarios de la Universitat Jaume I, la Universitat de València, la Universitat Politècnica de València, la Universidad Miguel Hernández, la Universidad de Alicante, la Universidad CEU Cardenal Herrera, y la fundación pública de investigación sanitaria Fisabio.

Departamentos de salud

El informe también muestra cómo la movilidad de los valencianos se concentra en ‘clusters’ geográficos que, en ocasiones, son departamentos de salud (como es el caso de Vinaròs o Requena) y en otros agrupa a varios departamentos, como la zona de Torrevieja y Orihuela, Gandia y Dénia, o las áreas metropolitanas de València, Alicante y Castelló.

«El modelo de desescalada debe garantizar la protección de la población basándose en una detección temprana que permita tomar decisiones granulares para aislar los focos, minimizando al mismo tiempo el impacto de las medidas en la actividad económica y social», ha precisado Berenguer.

El trabajo describe, a partir de datos previos a la crisis COVID-19, que hay departamentos de salud, como, por ejemplo, los de Vinaròs y Requena, en los que la movilidad prácticamente se limita a la circulación interna dentro de este ámbito geográfico.

Por otro lado, hay departamentos estrechamente conectados entre sí y sensiblemente menos con otras áreas. Estos departamentos forman nodos, desde un punto de vista de la movilidad, como el integrado por Torrevieja y Orihuela.

También es el caso del área metropolitana de València, con un flujo interno de 357.329 personas y del que únicamente salen y entran 10.004 personas al día. El nodo de Castelló tiene un flujo interno de 96.620 y un flujo externo de 1.082.

Algo similar se da en Alicante, donde los departamentos del Hospital General y Sant Joan tienen un flujo interno de 99.562 personas y, en cambio, entran y salen apenas 7.774.

«Los datos demuestran que la movilidad está muy contenida si tomamos como referencia los departamentos de salud y que, por tanto, es esta división la que tiene más sentido no solo por cuestiones de gestión sanitaria, sino de contexto socioeconómico», ha señalado Berenguer.

Comparte: El estudio de telefonía acredita la eficacia del confinamiento: el 88% no salió de su entorno entre semana y el 92%, el fin de semana