Llega a Cofrentes CONFLUENTUM MUSIC 2021, una serie de tres cursos de perfeccionamiento musical en trombón, trompa y trompeta
Leer más
La banda juvenil de Jalance celebrará su audición de fin de curso este sábado 26 de junio
Leer más
La nueva normativa de las mascarillas: no serán obligatorias en el exterior si hay al menos 1,5 metros de distancia
Leer más

Te ayudamos a entender. Clínica Avanza
Cuántas veces hemos escuchado: “parece ser que todos los niños son hiperactivos”, “la hiperactividad está de moda”, “que casualidad otro niño que es hiperactivo”…
Llama la atención la cantidad de casos nuevos que en los últimos tiempos han surgido con este diagnóstico y creo que debido a ello son estos comentarios. Como profesional en este ámbito y como evaluadora me veo en la obligación de aclarar en qué consiste una correcta evaluación de un niño para un diagnóstico de TDAH porque a modo resumen os adelantaré que por muy buen ojo clínico que tengas, es necesario pasar unas pruebas y unos test específicos.

Otra cuestión importante, antes de entrar más en el tema, es que cuando oímos que ese niño o ese otro tiene TDAH (Trastorno por déficit de atención con hiperactividad), deberíamos de realizar la siguiente pregunta a continuación: ¿y de que tipo? No todos los niños con TDAH son iguales, existen 3 tipos:

1)    Tipo inatento: predominan los síntomas de déficit de atención.

2)    Tipo hiperactivo-impulsivo: predominan los síntomas de hiperactividad/ impulsividad.

3)    Tipo combinado: predominan tanto síntomas de desatención como de impulsividad-hiperactividad.

Como os he comentado el profesional que evalúe a vuestro hijo necesita aplicar unas pruebas y unos test concretos, estas pruebas no solo se deben pasar al menor sino que también al ámbito familiar y al escolar, ya que como dice nuestro manual de diagnósticos (DSM-IV TR), estas alteraciones producidas por los síntomas deben de ocurrir en 2 o más entornos (ej: escuela o trabajo y casa).

Conjuntamente a la evaluación de la escuela o trabajo y de la familia del menor, se procederá a la evaluación del propio paciente. Una de las pruebas que debe aplicarse son las correspondientes a la obtención del cociente intelectual (CI), además de aplicar pruebas de personalidad, descartando de este modo que los síntomas no se expliquen mejor por un retraso mental o algún trastorno de personalidad. La propia observación realizada durante las sesiones también nos ofrecerá información al respecto, ya que además debemos de descartar otros trastornos como los Trastornos Generalizados del Desarrollo (ej: Autismo, Asperger, Rett…). Posteriormente, se aplicarán diversas pruebas estandarizadas específicas para la evaluación de síntomas que indiquen un evidente déficit de atención o de hiperactividad/ impulsividad o de ambas en el paciente que estamos evaluando; estas puntuaciones no basta con que sean elevadas sino que deberán superar el punto de corte establecido para cada una de ellas.

Finalmente, en nuestra clínica os entregaremos un informe y os explicaremos los resultados obtenido; en el caso vuestro hijo haya sido diagnosticado de TDAH os adjuntaremos una carta de derivación para el neuropediatra, ya que es él quien tendrá que valorar la toma o no de medicación.

Os recomendaríamos que si vuestro hijo no ha sido evaluado previamente no os anticipéis en la decisión de si debe o no tomar medicación, este es un tema muy controvertido y que a pesar, de que puede tener muchos beneficios en vuestro hijo, también posee otros efectos secundarios. Todo profesional debería pasar todas aquellas pruebas que fuesen necesarias para la evaluación de un menor, un buen ojo clínico no basta!! Es necesario la administración de pruebas estandarizadas!!!.

Beatriz Curats Ibáñez /  Nº Colegiada 10189

Psicóloga Clínica Avanza (C/Lepanto, nº 3 Utiel y C/Plaza del Portal, Nº 1, 1º b Requena)
TLF: 649.71.56.50// 96.231.90.92

Comparte: El correcto dagnostico del TDAH