Consulta aquí TODAS las nuevas medias. la nueva situación a partir de este día 09 de mayo tras el fin del Estado de Alarma
Leer más
Los bomberos logran rescatar a un hombre que había quedado atrapado bajo su tractor en la pedanía venturreña de Casas del Rey
Leer más
Reparto de puntos en un derbi muy disputado donde la clasificación es lo de menos
Leer más

Detenidos tras una persecución de 25 kilómetros por la A-3
17.03.14 – 01:39 – J. MARTÍNEZ | VALENCIA.

Fuente LAS PROVINCIAS

La Guardia Civil de Requena detuvo a tres jóvenes tras una espectacular persecución de 25 kilómetros por la autovía A-3 y varias calles de Utiel. Durante la huida, uno de los ocupantes del coche arrojó marihuana por una de las ventanillas del vehículo.

Los hechos se iniciaron sobre las dos de la madrugada del viernes. Una patrulla de la Guardia Civil de Requena dio el alto al conductor de un Seat Toledo que circulaba por la A-3 en sentido Madrid, pero el sospechoso huyó a toda velocidad sin hacer caso de las señales acústicas y luminosas.

El individuo abandonó la autovía y regresó poco después, en un intento de despistar al coche patrulla que le perseguía, para luego volver a salir de la A-3 e irrumpir en las calles de Utiel en sentido contrario. A la persecución se unieron otras dos patrullas de la Guardia Civil de Requena y una de la Policía Local de Utiel, que fueron cerrando el paso a los fugitivos. El conductor temerario, Joaquín G. I., de 25 años, embistió dos veces con el Seat Toledo a un coche patrulla de la Guardia Civil y casi colisiona contra un vehículo que circulaba correctamente.

Tras ser interceptado en una calle de Utiel, el joven ofreció una fuerte resistencia y causó lesiones leves a un guardia civil, según informaron fuentes jurídicas. Joaquín G. I. fue detenido por los delitos de conducción temeraria, desobediencia y daños. Los otros dos ocupantes del turismo, Juan Enrique M. A. y Sergio R. E., también fueron arrestados por un delito de desobediencia, ya que ofrecieron resistencia cuando los guardias civiles y policías locales los apresaron.

Posteriormente, los agentes de la Guardia Civil hallaron unos 50 gramos de marihuana tras registrar de forma minuciosa el Seat Toledo. Por ello, los tres jóvenes fueron imputados por un delito contra la salud pública, según señalaron las mismas fuentes jurídicas.

Comparte: La persecución por la autovía A3 termina en detención en Utiel