Finaliza la rehabilitación de tres pistas de tenis en el polideportivo municipal de Requena
Leer más
Ya están abiertos los plazos de inscripción a la Escuela de Verano de Cofrentes 2021
Leer más
El PSOE no apoya la moción del PRyA para instalar semáforos acústicos para ciegos
Leer más

En la antigüedad formaba una de las puertas de entrada al recinto fortificado de La Villa. En esta cuesta se edificó, sobre el solar de la Torre Redonda o Torre de Enmedio, la Capilla de San Julián. Esta cuesta, puerta y entrada a la Requena medieval, también se llama de las Carnicerías, porque en lo alto de la cuesta estuvieron, por largos años, las «tablas» o «tablajerías» de los abastecedores de carnes a la población. En la misma, se ubican las sedes de FEREVIN -Feria Requenense del Vino y de la Ruta del Vino de la D.O.P Utiel-Requena.

Contexto: Enrique IV dio la Villa de Requena a don Álvaro de Mendoza, conde de Castrogeriz; pero no dispuestos los requenenses a someterse al señor feudal, recurrieron ante el Rey; quien no vaciló en anular aquella concesión, cuando ya los Del Conde se habían asegurado en la fortaleza.

Refiere la tradición que el 7 de enero de 1468 en lo más recio de la pelea, «vino S.Julián Mártir y Conde en favor de los requenenses» y los del Castrogeriz huyeron al grito de ¡santos contra nos, volvámonos! S.Julián fue aclamado co-Patrono en 1641.

Forma de acceso: desde la plaza de España, se toma la calle Hermanos López y nos desviamos por la primera perpendicular a la derecha.

Comparte: Cuesta de San Julián o de las carnicerías