El PRyA lamenta el retraso en el pago de las subvenciones a los sectores de la hostelería y los locales  de ocio
Leer más
Alerta por mensajes falsos de vacunación
Leer más
La bajada de temperaturas amenazan a los viñedos
Leer más
  • Dos eventos compiten en Utiel-Requena y Albacete

Requena (12/11/17).  elmundo.es

La ‘guerra’ de la uva bobal entre las dos denominaciones de origen donde se encuentra el 95% del viñedo plantado con esa casta tinta prosigue estos días 9 y 10 de noviembre con la celebración de sendos eventos, el Foro Bobal en Utiel y el Congreso Nacional de la Bobal, Conbobal, en Albacete.

El evento valenciano incluirá una cata de vinos, exclusivamente de la denominación de origen local, Utiel-Requena, y las ponencias versarán exclusivamente sobre esa zona. En cambio, en Albacete no se hablará únicamente de la denominación organizadora, Manchuela, sino que habrá ponentes destacados cuya actividad se desarrolla en el marco de Utiel-Requena, como el bodeguero Toni Sarrión y el enólogo Pepe Hidalgo, y la cata final dirigida por Juancho Asenjo incluirá los mejores bobales de Manchuela, Utiel-Requena y Ribera del Júcar.

La incruenta guerrilla, cuyo anterior episodio constó de dos catas separadas de Utiel-Requena y Manchuela, una tras otra en la misma sala de la feria Fenavin la pasada primavera, nace del intento promovido hace tres años por la Administración valenciana por arrogarse el territorio de la uva bobal con una inaudita propuesta a la Unesco: la Generalitat valenciana se inventó un ‘Territorio Bobal’ exclusivamente suyo, circunscrito al ámbito de la DO Utiel-Requena, y que pretende presentar a la Unesco como candidato a la figura de Paisaje Cultural de la Vid y el Vino.Como recordábamos entonces, la bobal, originaria del sureste de España, es aún la segunda casta tinta por superficie en el país tras el tempranillo. Su presencia se reduce casi exclusivamente a dos marcos geográficos: en Castilla-La Mancha, el de la Manchuela, con 40.000 hectáreas; en la Comunidad Valenciana, el de la zona de Utiel y Requena, con 29.000 hectáreas. Esa zona, contigua a la Manchuela  conocida como «la Valencia castellana», perteneció hasta el siglo XIX a la provincia de Cuenca y forma una clara unidad vitícola con la Manchuela conquense y albaceteña. Desde entonces, Utiel-Requena ha seguido haciendo sus presentaciones en solitario mientras sus vecinos de Manchuela intentan promover la bobal por encima de las distinciones administrativas.

Comparte: La 'guerra' de la bobal