El PRyA lamenta el retraso en el pago de las subvenciones a los sectores de la hostelería y los locales  de ocio
Leer más
Alerta por mensajes falsos de vacunación
Leer más
La bajada de temperaturas amenazan a los viñedos
Leer más

Requena (17/11/17) .Victoria Salinas | levante-emv.com

  • Conviven no menos de 10 aplicativos diferentes en los 24 departamentos de salud – Los médicos de Primaria y especializada piden la mejora de la conectividad para evitar pruebas duplicadas y mejorar el acceso a informes e imágenes

Hace tiempo que ya no es necesario ir con el historial médico bajo el brazo cada vez que se visita a un médico de cabecera. La generalización en todos los centros de salud y de especialidades de la Comunitat Valenciana del sistema de gestión de información Abucasis ha hecho posible que, nos visiten en nuestro centro de salud o en el de la otra punta de la comunidad cuando estamos de vacaciones, la información a la que los profesionales tengan acceso sea la misma.

Sin embargo, cuando hablamos de atención especializada, la cosa cambia. El avance que se ha conseguido en la atención ambulatoria con el Abucasis (y que tantas facilidades tiene en el día a día de los pacientes) no ha llegado al ámbito hospitalario.

Y es que en los 35 hospitales valencianos (entre hospitales de referencia, complementarios y de crónicos) conviven no menos de 10 sistemas de gestión diferentes que, hoy por hoy, hacen inviable una interconexión real entre los diferentes departamentos de salud e incluso, entre diferentes niveles asistenciales u hospitales de un mismo departamento.

Consorcios y concesiones, por libre

Solo once de los 24 departamentos de salud de la C. Valenciana comparten un mismo sistema de gestión hospitalaria, el Orión-Clinics aunque tampoco con el mismo nivel de desarrollo. Además, los hospitales de otras seis áreas funcionan con el HIGIA. Los hospitales de la Plana en Vila-real y Sagunt utilizan sus propios sistemas, totalmente diferenciados, situación que también se da en los consorcios hospitalarios que comparte Sanidad con la diputación de Castellón (Hospital Provincial de Castelló) y con la de València (Hospital General, donde coexisten sistemas propios como el Hosix, con otros unificados).

Y esto solo en los departamentos de salud públicos. En los cinco que actualmente hay bajo gestión privada, tampoco existe uniformidad en los sistemas: Manises, dependiente de Sanitas, tiene el suyo propio pero tampoco Alzira, Torrevieja, Dénia y Elx-Crevillente, participados total o parcialmente por Ribera Salud, están unificados.

La dispersión hace imposible una comunicación fluida, ya no solo entre departamentos, sino incluso entre hospitales de un mismo departamento (por ejemplo entre el Hospital General de Castelló y el Provincial, ambos en la misma área) o entre centros que dependen asistencialmente como el Hospital de Requena y el Hospital General de València, que es de referencia para patologías como el cáncer.

De esta forma no hace falta salir de la Comunitat Valenciana y ser atendidos en otros servicios de salud regionales para «sufrir» los problemas que esta fragmentación informática provoca: Puede que nuestro médico de cabecera tenga acceso al informe que los especialistas han hecho de alguna prueba diagnóstica pero no a la imagen directa si no es una simple radiografía. Además, si las pruebas se han realizado en otro departamento de salud, es muy posible que no tenga acceso siquiera al informe.

La diferenciación de sistemas, por ejemplo, entre hospitales como el de Requena y el General dificulta el acceso a informes y pruebas por ambas partes. Aunque el General cuenta con un visor específico para conectar con Abucasis (el Pangea) y puede conectarse remotamente al visor respectivo de historia clínica electrónica del otro centro, la interconexión no es siempre fácil.

Estos problemas llegan, incluso, a departamentos como el de La Fe donde, en principio, la implantación de sistemas como el Orión está más extendida.

«Aunque en la teoría sí podemos acceder al Abucasis, en la práctica hay muchos problemas y tenemos que manejar varios sistemas diferentes para ver pruebas, para ver el historial, para citar a los pacientes… todo eso es tiempo que se hurta de la visita y además necesitamos que traigan pruebas si no son del hospital», asegura una especialista que trabaja en La Fe.

Evitar duplicidades

Con este panorama tanto los médicos de Primaria como los especialistas vienen reclamando una actuación que organice lo que ya hay o al menos dé herramientas para una comunicación fluida como sucede entre los centros de salud, sobre todo, porque sería «una medida costo efectiva, es necesario en la toma de decisiones y se evitarían muchas duplicidades y repetición de pruebas», asegura Aurelio Duque, presidente de la Sociedad Valenciana de Médicos de Familia Comunitaria (Svmyc). «Información sobre los informes podemos tener, pero no acceso a las imágenes y muchas veces es importante para hacer comparativas. Parece una cosa superflua, pero cualquier persona que se traslade a vivir de Alicante a València por ejemplo, debería venir con las pruebas de su otro hospital bajo el brazo», lamenta Duque.

La conselleria está trabajando ya en la implantación del Orión en más departamentos de salud (el Hospital General, de hecho, trabaja ya en la integración) y en el desarrollo de un nuevo sistema informático que «unifique» toda la información.

Comparte: La falta de un sistema informático único impide compartir datos entre los 35 hospitales