Las localidades de la zona contarán con contenedores de color amarillo para reciclar envases de aluminio
Leer más
El sábado 14 de agosto, Jalance acoge El Festival de Música de Cámara “Villa de Jalance” a cargo del grupo de músicos profesionales “Quinteto Medihebo”
Leer más
La UPCCA de la MITV se suma a la campaña de prevención
Leer más

Elmundo.es

El alcalde de Requena es gestor antes que político. Así se define Javier Berasaluce, una persona llana, humilde, asequible y transparente, quizá demasiado, se apresura a añadir su personal de confianza. ¿Una virtud o un defecto? El tiempo y los vecinos de la ciudad con el término municipal más grande de la Comunidad decidirán el próximo año en las urnas el futuro de este ingeniero de caminos y futbolista del filial del Sporting club de Requena.

· Cuando estaba en la oposición se comprometió a cumplir una medida de su programa cada cuatro días si gobernaba…

Era otra época. En 2007 teníamos un programa con más de 365 medidas. En 2011 teníamos un programa más real, con los pies en el suelo y prescindiendo de algunos macroproyectos como el párking subterráneo en el centro de la ciudad y el recinto ferial. En el gobierno ves que hay cosas imposibles.

· Compare sus tres años en la Alcaldía con los ocho anteriores de signo socialista…
Se resume recurriendo a la economía doméstica. Hemos ingresado más dinero del que hemos gastado, lo contrario que hizo el PSPV, que pidió créditos en base a ingresos ficticios creando un agujero de 25 millones.

· ¿Han llegado las inversiones de la capital que avanzaba cuando era candidato a gobernar su ciudad?
Llegamos en una coyuntura adversa. En la Diputación cumplen con los PPOS y los planes de núcleos y caminos rurales. La Generalitat acumula una deuda de un millón con el municipio. Este ayuntamiento, cuando entramos, también debía 700.000 euros a la Epsar, 400.000 a los bomberos y otros 700.000 a la Mancomunidad Tierra del Vino. El PSOE se metió en un callejón sin salida y pagaba a 400 días. Nosotros pagamos a 40 días, con la ayuda del Plan de Proveedores.

· ¿Ha bajado la deuda con el PP en la Alcaldía de Requena?
Baja y no baja. Con el Plan de Pago a Proveedores tenemos 2,5 millones de intereses, menos con la bajada del tipo de interés del 5,9% al 4,1%. Lo importante es que nos ajustamos al plan de ajuste y hemos recuperado la confianza de las empresas. Ahora se presentan al menos una docena a las licitaciones.

· Tras el batacazo electoral en las Europeas, ¿se sigue resistiendo a pactar tras las Locales de 2015?
Es difícil repetir la mayoría absoluta. Los resultados de las Europeas no son extrapolables pero, aunque parece que ha llegado el fin del bipartidismo, muchas formaciones que han superado el 5% con la baja participación no alcanzarán esa cifra en las Locales.Pese a caer un 20% sigo siendo optimista. Tenemos un año para sopesar los resultados y centrar el tiro. No descarto pactar incluso con el PSOE, con el que tenemos más paralelismos que con los partidos minoritarios radicales sin programa real.

· Con el más vasto de los términos de la Comunidad, ¿incentiva el crecimiento demográfico?
Intentamos frenar el despoblamiento. Soy alcalde de 26 pueblos, la ciudad y 25 pedanías, desde San Antonio, con 2.000 habitantes, hasta Fuen Vich, con dos empadronados. Es muy difícil mantener la población a lo largo de 815 kilómetros cuadrados pese a tener buenos servicios. Las pedanías que intentan crecer, como San Juan, ElPontón o Campo Arcís, tienen prevista en el PGOU la expansión de los terrenos urbanos.

· Repasemos algunos proyectos de pasado, presente y futuro… ¿Qué fue del Centro de Día y la rehabilitación de San Nicolás?
El Centro de Día fue uno de los proyectos inacabados de la era socialista. Costaba 2,6 millones y no tenía financiación. Se acumularon 14 certificaciones sin pagar y aunque el ayuntamiento del PP trató de arreglarlo no fue suficiente con los 600.000 euros que se pagaron a la empresa. Lo de San Nicolás fue un macroproyecto de rehabilitación de un BIC que se iba a hacer con las ayudas del 1% cultural, pero el PSOE se gastó el dinero de las anualidades, un millón de euros, y no pagó a la misma empresa del Centro de Día. Rescindimos el contrato, volvimos a licitar las obras y a finales de este año estarán acabadas.

· Con la estación del AVE y la promoción del cava parece que se han quedado a medias…
Me peleé con el presidente de Renfe para bajar las tarifas Avant y modificar los horarios, pero me topé con un ente público que mira por la generalidad. Es muy difícil sacar el máximo rendimiento. Hemos abaratado el párking y seguimos teniendo reuniones en Madrid, pero es cierto que a nivel profesional no funciona; la gente se agrupa en coches. El PGOU contempla suelos terciarios para futuras instalaciones en el entorno de la estación, pero por ahora ofrecemos los locales de forma gratuita a empresas y colectivos y nadie los quiere. En cuanto al cava, está en continuo crecimiento, se vende en China y EEUU y compite con el champán francés gracias a su competitividad en calidad-precio.

· ¿Y el Plan General de Ordenación Urbana? Costó lo suyo…
Fueron muchas horas de trabajo hasta abril de 2013. Se aprobó un poco tarde porque ha cambiado la coyuntura. Cuando se empezó a elaborar había siete campos de golf y hoy queda uno en el Rebollar. Ha servido para consolidar las zonas verdes y PAI’s del núcleo urbano, ampliar el suelo industrial y adecuar el entorno de la antigua N-III.

· ¿Ha podido resucitar algún proyecto socialista?

Además de San Nicolás, destacaría el PAIde Batanejo, que no debió iniciarse ya en crisis. Es un proyecto para consolidar los huertos junto al barrio cuyas obras llevan paradas dos años con el consiguiente robo de material y el peligro para los niños. La intención es rescindir el contrato y volver a adjudicarlo.

· ¿Es Batanejo la única espinita clavada en su gestión de gobierno?
Batanejo y las tres obras subvencionadas en un 80% por los fondos Feder a las que renunciamos a final de 2013 por no poder adelantar el dinero. Cuando llegamos al gobierno tuvimos que aplazar el pago a la Seguridad Social porque no había cash para las nóminas. La mejora del borde sudeste de la villa, la rehabilitación de la casa de los Pedrón y el centro de gastronomía en la calle Santa María eran proyectos importantes para Requena, valorados en 1,7 millones de euros.

· En la radiografía de la ciudad no hay rastro de la industria…
El 75% de la gente de Requena se sustenta de la agricultura. Con la ampliación del polígono del Romeral, hay un 80% de parcelas vacías. Salvando las bodegas y San Benedetto, embotelladora del agua Fuente Primavera, el resto son empresas pequeñas. Nuestro futuro industrial está como nodo logístico cuando se colapse el cinturón de Valencia. Tenemos buenas infraestructuras y conexiones y no renunciamos al macroproyecto del parque logístico del Rebollar, que llegó a aparecer en los Presupuestos Generales del Estado con un coste de 80 millones. Se rumoreó que firmas como Boeing, BMW o el aeropuerto de Manises estaban interesadas en nuestro suelo.

· Pero el paro sigue siendo el caballo de batalla… ¿Ha mejorado algo en tiempos de Mariano Rajoy?
Es muy poco tiempo lo que lleva, pero nadie habla ya de la prima de riesgo. Nosotros teníamos en mayo 1.794 parados, son muchos dramas familiares, pero ya no crece y estamos en datos inferiores a 2011. A nivel municipal tenemos 200 trabajadores y es difícil incentivar más el empleo, pero nos acogemos a todos los planes y talleres.

· ¿De qué está más orgulloso?
De la gestión económica. Hemos mejorado presupuestos y liquidaciones y no prometemos lo que no podemos cumplir.La gente prefiere la verdad; saber que le vas a dar menos pero que va a cobrar.

· Requena es mucho más que bodegas. ¿Se puede mejorar la explotación turística del patrimonio?
Hemos invertido 1,8 millones en el Plan de Dinamización del Turismo para poner en valor nuestra historia. Hemos restaurado y musealizado la torre e instalado un centro de interpretación en las Cuevas, entre otras actuaciones.

· ¿Qué le piden los productores de vino a la Generalitat?
El problema es el bajo precio que los gigantes comerciales pagan al agricultor. La Generalitat hace una labor importante en las exportaciones, si acaso se le puede pedir que pague antes las ayudas.

· ¿Y los problemas con la DO?
Se trata de no usurpar la identidad de los territorios. Buscamos un equilibrio para no llegar a los juzgados y que los productores decidan si quieren exportar en países como China o EEUU bajo la DO Valencia. Pero no por la imposición de una norma que está recurrida.

Comparte: Entrevista a Javier Berasaluce, alcalde de Requena