Hoy comienza la distribución de la vacuna monodosis de Janssen
Leer más
Prometedores resultados del proyecto AQUA VID para combatir las enfermedades fúngicas de la vid
Leer más
El Ayuntamiento de Ayora emprende programas de empleo para personas desempleadas gracias a Labora
Leer más

Requena (25/06/17). DO Utiel Requena

A pesar de lo mucho que nos encanta disfrutar de un buen vino durante el verano, lo cierto es que el calor puede afectar de manera negativa al desarrollo del vino en botella, precipitando su envejecimiento y llegando incluso a deteriorarlo en casos extremos.

Para evitar que esto ocurra vamos a proporcionarte una serie de consejos que te ayudarán a mantener el vino en excelentes condiciones aunque estemos en plena ola de calor.

  • Emplea una vinoteca – La manera más apropiada y práctica de conservar los vinos a una temperatura óptima es empleando una vinoteca con la que podremos despreocuparnos de enfriar el vino antes de abrirlo. Como alternativa a la vinoteca, una buena opción pueden ser los sótanos o los trasteros, lugares que por sus condiciones naturales suelen estar a una temperatura más baja que el resto de áreas. Nunca conserves el vino en la cocina dado que en esta estancia ocurre lo contrario: la temperatura es más alta que en el resto
  • Evita los cambios brucos de temperatura – Si por alguna razón has tenido el vino mucho rato al sol, no lo sometas bruscamente a un cambio de temperatura metiéndolo en el congelador ya que esto podría dañar las propiedades del vino.
  • Comprueba que la temperatura sea la idónea para la conservación del vino – El vino se conserva mejor a una temperatura de entre 6 y 16º de modo que comprueba que el lugar en el que almacenas el vino la temperatura media oscila en este rango. Asimismo, asegúrate de que tiene ventilación para impedir la aparición de hongos y/o malos olores.
  • Huye de la luz directa – No dejes nunca el vino expuesto a la luz directa del sol si quieres conseguir mantenerlo en buen estado.
  • Que no se te olvide la botella de vino en el coche – Uno de los errores más frecuentes que cometen los #winelovers durante el verano es olvidarse la botella de vino en el coche. Las altas temperaturas y el movimiento del coche en marcha son dos elementos que pueden perjudicar gravemente al vino.

Tomando estas precauciones, lograrás que el vino se mantenga en excelentes condiciones, por lo que solo te quedará una cosa por hacer: disfrutarlo.

Comparte: Consejos para poder disfrutar del buen vino en verano