La banda juvenil de Jalance celebrará su audición de fin de curso este sábado 26 de junio
Leer más
La nueva normativa de las mascarillas: no serán obligatorias en el exterior si hay al menos 1,5 metros de distancia
Leer más
Sucesión 2019 Cabernet Sauvignon y Caprasia Crianza Bobal 2018 nuevos vinos DO Utiel Requena 2021
Leer más

Es manifiesta la preocupación de muchos mediadores por la falta de una cultura de mediación.

Tenemos leyes que apoyan esta solución alternativa de conflictos, tenemos difusión en los medios, tenemos gente dispuesta a ponerla de moda, tenemos gente preparada y tenemos un enorme bazar para elegir cursos de formación, la mediación está en la calle…

Vivimos en una sociedad que  tiene tan arraigada la disputa adversarial, que ante un conflicto no se piensa en acudir a otra vía que no sea la judicial, del mismo modo que se respira, sin reflexionar.

ESO DEBEMOS CAMBIARLO.

En este momento y casi por unanimidad, prácticamente cualquier mediador, incluída yo, sugeriría una  sesión informativa como paso previo para acudir a la vía judicial, que “obligue” a escuchar que otra forma es posible, y que justo en ese momento que ha surgido el conflicto  tienen en sus manos la opción de cambiar su mundo en particular, y dar un paso para cambiar el mundo de los demás.

La mayor parte de los mediadores somos perfectos embajadores de esta herramienta porque la hemos usado y hemos visto los resultados que ofrece, por lo que no cabe duda que seríamos las personas idóneas para transmitir de manera favorable su procedimiento, de modo que al menos las partes afectadas lo tuvieran en consideración.

Esta es una propuesta, cada vez más escuchada, para lograr que la mediación se tenga también en consideración para resolver un conflicto, pero

¿Se le ocurre a usted alguna otra forma para que la mediación cale en la sociedad?.

Todos sabemos que es un recurso más dentro de un gran abanico de posibilidades en la que están la negociación, el arbitraje y por supuesto los Juzgados, cada cual con sus normas y formas de hacerlas.

La mediación actualmente cuenta con una gran apuesta jurídica y esperemos que con el tiempo también social, tenemos aún un largo trabajo para ello.

Me gustaría recordar que los grandes logros de la humanidad y los cambios nunca fueron en dos días y que aunque nosotros/as no lo veamos espero que estemos escribiendo la historia de un cambio en la visión de las personas, con respecto a la legitimación de las mismas para resolver sus conflictos sin terceras partes que decidan.

Comparte: Cambio de mentalidad hacia la mediación