El Circuito de Empleo del Proyecto Adapt@+t, reconocido en los III premios de las Comarcas de Interior de El Periódico de Aquí
Leer más
AVA-ASAJA pide celeridad a la Conselleria de Agricultura al pagar sólo el 47% de las ayudas
Leer más
Detención de 7 personas en Requena y Gandía sospechosas de 32 delitos de robos en viviendas
Leer más

La fuerte sequía que nos acompaña y la probabilidad de que vuelva el frío podría tener consecuencias muy negativas

Requena (30/03/23)- Yolanda Hernández S.

Aunque nos cueste darnos cuenta, las consecuencias del cambio  climático se hacen ver cada vez más. Muestra de ello son los viñedos de nuestra comarca que han comenzado su brotación con un adelanto muy significativo, respecto a otros años, por las altas temperaturas que estamos teniendo.

Para conocer más a fondo la situación, hemos hablado con varios viticultores de la comarca que nos acercarán un poco a la realidad de la situación y a conocer las inquietudes que tienen:

Pablo Carrión, viticultor y enólogo gerente de Escuadra, Bodega y Viñedo

Pablo nos cuenta que su tardana (variedad de ciclo muy largo pero de brotación temprana) de los Isidros ya está  moviendo debido a la calor que está haciendo. «El problema es la falta de humedad. Si no llueve las brotaciones no llegarán a ningún sitio. Si continúa esta situación, y los terruños son flojillos, quizás crezcan los sarmientos 2 -3 palmos y hasta ahí llegue el desarrollo vegetativo de este año».

En los viñedos de nuestro amigo de la bodega de Los Isidros, nos comenta que hay un adelanto de la brotación, respecto a otros años, de unos 15 días más o menos.

Algo que le está preocupando a Pablo particularmente en sus parcelas es que: «están empezando a brotar sin haber llorado las cepas. Están como tan agotadas que no tienen fuerza para tirar la savia por los cortes. Es algo que me preocupa»

«La situación es tremenda. He estado podando en diciembre en manga corta. Va todo a medio gas con tanta calor y la falta de lluvias. Esperemos que llueva y se recupere la situación. Mirando al cielo y con los ojos deseosos de esa agua. Y que no venga el frío y se congelen los brotes».

Eduardo Martínez, viticultor de San Juan y de la pedanía de Las Monjas (Venta del Moro)

Eduardo nos comenta que sus bobales de ambas zonas aún no han brotado pero que las yemas ya se están hinchando. Por otra parte, las variedades tempranas de Chardonnay y Pinot Noir sí que están ya en pleno auge.

En su opinión, «las cepas llevan un adelanto de casi un mes respecto a otros años». «Lo normal es que la brotación sea casi en mayo y empecemos la esporga para San Isidro».

Diego Cárcel, viticultor de Los Isidros

Diego nos cuenta que:

«es un año muy raro, difícil y complicado. La viña está muy seria. La savia circula muy mal. Estoy doblando los sarmientos a Guyot en el alambre y se parten. La viña no está llorando, y es que arrastramos una sequía salvaje desde el año pasado. Más vale que me equivoque, pero no van a mover bien y en algunos sitios se van a secar como no llueva. Lo vamos a tener complicado».

Raúl Navarro, enólogo de la bodega CalaGata (Utiel)

En opinión de Raúl, «aunque la brotación se ha adelantado por las altas temperaturas de las última semanas, ésto no afectará ni a la cantidad ni a la calidad de las cosechas, siempre y que llueva próximamente y que no haya un descenso brusco de temperaturas. Y es que ya se sabe, hasta el 40 de mayo, no te quites el sayo…»

Fernando Cárcel, viticultor del Rebollar y observador meteorológico

Fernando nos comenta que, «en la zona del Rebollar, sí que han llorado las viñas porque tienen más reservas de agua del año pasado, que llovieron 300 litros en un mes. La brotación va adelantada sobre 20 días, y eso que es de las zonas más tardías en mover de toda la comarca».

También nos adelanta, como profesional experimentado en la observación meteorología, » a rasgos generales, no parece que vayamos a tener precipitaciones en estos próximos días pero quizás haya cambios a partir de jueves y viernes santo. Algunos modelos dan lluvia, otros que no, así que sigue la incertidumbre. Esperemos que se cumpla el refrán de para Abril, aguas mil».

Los viticultores siguen mirando al cielo. Esperemos que pronto vuelvan las ansiadas y necesarias lluvias y, por supuesto, que no regresen los fríos.

En las fotos que les mostramos a continuación, pueden ver algunas de las variedades brotadas:

  • Merseguera de Bodegas CalaGata (Utiel)
  • Tardana de Escuadra, Bodega y Viñedo (Los Isidros)
  • Pinot Noir del viticultor Eduardo de las Monjas (Venta del Moro)
  • Tempranillo del viticultor Diego Cárcel (Los Isidros)
  • Garnacha del viticultor y observador meteorológico Fernando Cárcel (El Rebollar)

 

 

Comparte: Las altas temperaturas adelantan las brotaciones del viñedo en la comarca