La Mancomunidad del Interior firma un convenio de colaboración con Labora para la realización de un foro de empleo en la comarca
Leer más
Utiel promociona la lectura entre los más jóvenes durante la IV Feria del Libro
Leer más
Conoce que opinan nuestros partidos políticos ante las próximas elecciones locales
Leer más
El producto PACK CERROGALLINA BOBAL está en oferta
Ver oferta

Partido Popular Utiel

La última ocurrencia del tripartito que gestiona el ayuntamiento de Utiel es incluir en la oferta de las escuelas deportivas municipales unos descuentos del 50% en varias disciplinas deportivas a las niñas sobre los niños. Es decir, que por el mero hecho de ser niñas pagan por este servicio público la mitad que un niño. Por ejemplo, mientras un niño paga 25 euros por asistir a la actividad de ajedrez, las niñas tan sólo pagan 12,50.

De esta forma, se da el caso de que por el mismo servicio público, familias con altas rentas, pero con una hija, paguen la mitad que familias con unos ingresos económicos menores, pero con un hijo varón. Esta es la política social que nos traen sus ocurrencias. Nosotros estamos de acuerdo con que se promuevan ofertas y beneficios en el uso de los servicios públicos pero por motivos de la renta familiar o el número de componentes de la familia, como se venía haciendo hasta ahora, nunca discriminando por ser hombre o mujer.

Si con esta medida piensan que ayudan a la igualdad de género, muy equivocados están, pues logran todo lo contrario: educar en la desigualdad, con iniciativas sexistas y retrógradas. Además dudamos seriamente de la legalidad de esta medida cuando la Constitución Española en su artículo 14 establece que todos los españoles somos iguales ante la ley sin que pueda prevalecer discriminación alguna por razón de sexo.

En esta decisión no se ha tenido en cuenta a las entidades deportivas ni a los grupos de la oposición porque no se ha llevado a la comisión de deportes, como se debería haber hecho. Después presumen de políticas participativas y de escuchar a las entidades.

Tampoco ha pasado por la comisión de Bienestar Social ni por la de Hacienda como es preceptivo, ya que esta medida afecta al importe de las tasas recogidas en una ordenanza municipal, por lo que legalmente se tendría que haber aprobado también en pleno una modificación de esta ordenanza. No se ha dado oportunidad a los servicios jurídicos ni económicos del ayuntamiento a informar, por lo que ahora nos encontramos con que el ayuntamiento está cobrando una tasa sin ninguna cobertura legal.

¿Se puede ser más torpe? Nos tememos que sí lo pueden ser, lo lamentable es que las víctimas de sus torpezas somos todos los utielanos.

Comparte: El tripartito de las ocurrencias